Pipas y Vaporizadores BHO Hay 7 productos.

Pipas y Vaporizadores BHO

Productos de Pipas y Vaporizadores BHO

Mostrando 1 - 7 de 7 items

Pipas y vaporizadores BHO


La vaporización es una opción interesantes, bien sea para los pacientes o para los que lo utilizan lúdicos ya que tiene diversas ventajas iguales a las de fumar sin todos los peligros que esta tiene. Te permitirá una dosificación más rápida y exacta de los principios activos que evitan los muy comunes episodios de sobredosificación. Los vaporizadores calientan la materia vegetal hasta que está evapora los principios activos pero sin causar la combustión causante del humo, gracias a este sistema es posible inhalar el BHO de la marihuana sin los subproductos y alquitranes tóxicos que se producen por la combustión. Está comprobado científicamente que vaporizar es menos tóxico y dañino que fumar la marihuana directamente.


Es un sistema de consumo por inhalación que tiene un mejor ratio BHO/alquitrán comparado con los otros porros, bongs, pipas, pipas de agua, etc. Según estudios, el vapor de la marihuana no contiene tres compuestos tóxicos que si están en el humo: tolueno, benceno y naftaleno. También registró un 50% menos en el contenido de alquitrán y existe menor presencia del monóxido de carbono. La vaporización no altera ningún compuesto presente en la muestra, sino que estos se evaporan con el calor sin sufrir los cambios que pueden ocurrir por la combustión en las moléculas, en este caso, se acumulan los compuestos en el humo que no estaban en la muestra original y son subproductos de la combustión.


El porro común el BHO que se destruye con la combustión y el que se va con el aire entre cada cala, no se inhala más de un 20% del BHO que se encontraba en la hierba, además el humo que se exhala tiene hasta un tercio del BHO que se inhalo por lo que también se está perdiendo. A final de cuentas solo se está absorbiendo un 10 o 15% del BHO inicial. Aquellos fumadores habituales y los que utilizan las pipas de una sola calada con el fin de evitar desperdiciar humo, obtienen una eficiencia mayor. Está comprobado que el BHO que se introduce en el vaporizador tiende a quedar un 50% disponible en el vapor, cuando se vaporizan los cogollos en vez de los extractos, sólo se alcanza un 30% de vapor del BHO y sin contar el BHO exhalado solo se absorbe un 20% de la cantidad inicial.


Los sistemas de vaporización requieren calentar la muestra hasta que alcance una temperatura entre 180°C y 210°C para que todos los principios activos se evaporen sin llegar a quemar la materia vegetal, lo que sucede alrededor de los 230°C. Existen dos formas básicas para transmitir el calor entre la muestra y la fuente, mediante flujo de aire o contacto dando lugar a los dos tipos básicos de vaporizadores, por convección o conducción.


Por conducción sucede cuando la resistencia eléctrica calienta una placa metálica en la cual descansa la muestra y el calor se transfiere por contacto. Este sistema con frecuencia provoca combustión por parte de la muestr, por lo que no se utiliza en los vaporizadores más modernos. Era el mecanismo utilizado antiguamente aunque se sigue presentando en los modelos más económicos. Por convección el calor se transfiere por una corriente de aire que se dirige desde la fuente a la muestra, esta corriente de aire se puede provocar por un ventilador pequeño o por la fuerza de la inhalación que realiza el usuario en cada calada.


En el mercado también se pueden encontrar muchos modelos de pipas, pipas de agua, etc pero lo esencial antes de utilizar alguna es saber los distintos efectos que se tienen al fumar las diferentes variedades presentan. Estas se presentan pequeñas, grandes, con boca ancha, de dos pisos, boca fina, entre otros. La que decidas utilizar será dependiendo de la forma de entrada y cual es la mejor recomendación para disfrutarla al máximo. Las pipas pequeñas cumplen bien su función, ya que tienen un clavo, un globo y sirven para fumar. Eso sí, son muy sencillas ya que por no tener agua en su sistema tiene un sabor muy fuerte que no es agradable a todos contrario a las que si pasan por agua. Es recomendable tenerla como una pipa de emergencia o para llevar siempre contigo aunque son mejores las de agua.


Las pipas de agua con boca fina tendrás mejor sabor que con la otra, sin importar el tipo de extracción que le coloques ya que el vapor pasará por el agua quitando calor al humo y llegando de forma más fresca a tu boca, por lo que el sabor del BHO es mejor. Esta pipa es ideal para quienes utilizan la marihuana medicinal ya que por su boca fina el vapor entra despacio, permitiendo absorber y tragar de mejor manera. Por el contrario, las pipas de agua de boca grande es más recomendada para los fumadores convencionales, ya que por el tamaño de la boca el vapor entra al pulmón y ahogara mucho más. Estas pipas normalmente tienen bubbler, que son unos filtros de agujeros que mezclan el vapor con el agua para hacer burbujas, además cuando el vapor se separa en las distintas burbujas estas se enfrían mucho más por lo que el humo que llega a tu boca es más fresco y limpio.


Las pipas de agua con boca grande que tienen dos pipas son las que tienen mayor tamaño sin descuidar la boca ancha. Con esta pipa se puede disfrutar del BHO de mejor manera, ya que para los consumidores habituales de BHO prefieren sentir con más potencia las cantidades de humo para que satisfaga al mismo tiempo que llenan los pulmones. Cuando se utiliza esta pipa solo se necesita llenar de humo los pulmones hasta que alcancen el máximo, luego se para y respira para que se obtenga vapor hasta el final. Se han desarrollado hasta los vaporizadores eléctricos , unos un poco más pequeños y discretos que tienen buena resistencia y funcionan a batería. Con estos dispositivos podrás vaporizar el BHO en cualquier lugar con más facilidad y disfrutar de tus extracciones de la manera más discreta posible.

Greendream © 2015