CO2 Hay 19 productos.

CO2

Productos de CO2

por página
Mostrando 1 - 12 de 19 items

Dado que las plantas de Marihuana absorben CO2 a través de las hojas, si incrementamos el contenido de CO2 en la sala de cultivo dentro de unos valores determinados, podemos incrementar hasta en un 30% nuestra cosecha.

Generador de CO2 para el cultivo de marihuana


Principalmente, se debe saber que el CO2 se encuentra conformado por un átomo de carbono y por dos átomos de oxígeno, el CO2 es una molécula química lineal, cuya fórmula desarrollada por Lexis es de la forma: O=C=O, conocido ampliamente como dióxido de carbono, que en condiciones de presión y de temperatura normales, el CO2 es un gas inodoro, inflamable, incoloro e inerte, y que frecuentemente ha sido vinculado con el gas carbónico. El CO2 nace en parte como resultado de la fermentación aeróbica o también de la combustión de los compuestos orgánicos, así como del proceso de respiración de los seres vegetales vivos, como los árboles, y por supuesto las plantas de marihuana, entre otros. Siendo las plantas de marihuana las que más requiere CO2 además del que producen en la noche.


Comúnmente el dióxido de carbono se encuentra en el aire del ambiente, y es medido en partes por millón (ppm), estando presente en diversas ciudades a una razón de 300 ppm (0.03%). El CO2 es usualmente confundido con el CO (monóxido de carbono), el cual si es un gas completamente tóxico.


El CO2 no representa un gas tóxico para los seres humanos, pero en pequeñas dosis, ya que a partir de las 100000 partes por millón (ppm) puede llegar a ser mortal, es decir un 10% del CO2 que se encuentra en el aire que se respira. Sin embargo, para los sistemas de cultivos de marihuana, la cantidad de CO2 necesaria para mejorar dicho cultivo puede estar alrededor de las 1500 ppm, un 0.15%, pero de la misma manera se debe estar atento, por lo que se deben emplear sistemas de CO2 seguras y confiables.


El CO2 influye directamente en la fotosíntesis de las plantas de marihuana. Las plantas absorben el CO2 que se encuentra en la atmósfera mediante sus estomas y también con la participación de la clorofila, empleando energía producida por una fuente de abastecimiento lumínica para poder mezclar el agua y el gas carbónico y así poder generar los azúcares que son necesarios por las plantas de marihuana en el momento de desarrollo de planta.


Con esta absorción de CO2, las plantas podrán tener acceso a un rendimiento mayor, pudiendo acelerar el metabolismo, y por lo tanto se podrá garantizar desde 5 a 10 días en el tiempo dispuesto para la cosecha, sin la presencia de este gas


La eficacia y calidad del CO2 en las plantas de marihuana también dependerá del tipo de planta que se posea, por ejemplo la Black Bomb, Naranchup, Heaven’s fruit o guayita, son los tipos de plantas que reaccionan de mejor manera esperada, considerando que poseen un rendimiento mayor, el cual además se va incrementando de manera impresionante.


Igualmente se recomienda que en los cultivos de marihuana, se pueda alcanzar hasta las 1500 ppm para poder obtener de esta manera un buen aumento de producción, tomando en cuenta que se debe afinar este cargo según las necesitas y los parámetros ya indicados.


Es importante saber en qué momento se debe implementar el CO2 en el cultivo de plantas de marihuana realizados en interior. Siendo este momento cuando todos los demás parámetros se encuentren ya controlados, como la temperatura, la humedad, la potencia lumínica, el riego, los nutrientes que se le aporten, entre otros, de no hacerse en este momento, se estaría perdiendo la inversión y la energía en el procedimiento.


Se puede señalar que, comúnmente, la añadidura de CO2 en los cultivos de marihuana, muchas veces queda reservado para los cultivadores con una experiencia elevada, y que además, es incorporado en los cultivos cuando las plantas de marihuana ya se encuentran en la etapa de floración. Caso contrario en la etapa de crecimiento, ya que no es recomendado porque las plantas podrían desarrollarse muy rápido y de esta manera no se podría obtener un control adecuado en cuanto a su altura principalmente. Asimismo, no se recomienda agregar CO2 en las plantas en los 10 o 15 días previos a la cosecha de marihuana. Y otro punto resaltante es que el CO2 no puede ser inyectado de noche, tiene que ser obligatoriamente cuando los focos se encuentren encendidos. Es por esto que la gran mayoría de las sondas de los controladores de CO2 poseen una foto de la célula, pudiendo detectar si es de día o de noche.


Al añadir más dosis de CO2 a las plantas de marihuana de las que ya están absorbiendo a través del medio ambiente, las hace mejorar su resistencia, acelerando la etapa de floración y logrando así, un aumento en la cosecha de marihuana.


Existen diversas formas de aportar CO2 a las plantas de marihuana, entre ellas se encuentra una forma natural mediante la aplicación de bases de levaduras directamente en el gas dentro. También se dispone de de las bombas o generadores de CO2 a butano, pudiendo notar una gran diferencia entre ambos al momento de cosechar.

Greendream © 2015